domingo, 23 de agosto de 2015

LOS JUANES DE LA CATEDRAL


29 de agosto decapitación de San Juan Bautista.

Son muchas las horas contemplando la espléndida riqueza que posee nuestro Magno Templo y poco a poco van emergiendo cosas nuevas que han permanecido ocultas a los ojos de los visitantes, no por que estén escondidas sino por que no son apreciadas o pasan inadvertidas y más que otra cosa, por desconocimiento. 

San Juan Bautista es un personaje histórico importante para la religión Católica. Según los Evangelios bautizó a Jesús en el río Jordán (Lc. 3, 21-22 - Mc. 1, 9-11) y lo reconoció como el Mesías (Jn. 1, 25-34 – Mt. 3, 13-17).

Decapitación de San Juan Bautista. Anónimo Siglo XVI.
Catedral de Cuenca
La decapitación se ha usado desde la antigüedad como forma de ejecución. En un principio era la forma preferida de ejecución para personas nobles, al provocar menor sufrimiento en el reo. Roma la empleaba para los condenados que poseían la ciudadanía romana.
La festividad de la degollación de San Juan Bautista empezó a celebrarse en las ciudades de occidente antes que en la misma Roma, como lo menciona el Hieronymianum (1*), los dos sacramentarios Gelasianos y el "Liber Comicus" de Toledo, en el siglo VII.

La desaparición de Juan supuso el principio de la vida apostólica de Jesús. Con el arresto de Juan, por Herodes da comienzo la vida pública de Jesús, como está tallado en las arquerías del siglo XV en la Catedral de Cuenca. Juan fue encarcelado y decapitado por orden de Herodes en la fortaleza de Maqueronte. El dato lo encontramos en los Evangelios de San Marcos (Mc. 6, 16-29) y San Mateo (Mt 14, 3-12) y lo menciona Flavio Josefo (2*).

La Iglesia Católica celebra su festividad el 24 de junio, seis meses antes de la Navidad. Pero hoy lo traigo a estas páginas porque el 29 de agosto se conmemora su decapitación.

Iconografía del Rey Herodes
Catedral de Cuenca
La iconografía del siglo XV de la Catedral de Cuenca expresa en sus iconos este hecho histórico de la decapitación de San Juan Bautista; sus personajes fluyen entre las tallas en piedra del primer arco apuntado del lado Norte de la Girola.

Iconografía de Salomé
Catedral de Cuenca
Hoy es desconocido por mucha gente el por qué fue decapitado San Juan Bautista. Resumiendo diré que fue Herodes quien mandó detenerlo por que decía: “La Ley no le permite al rey Herodes tener a Herodias, la mujer de su hermano, como esposa” (Mt. 14,4). Herodes no se atrevía a matarlo. Aprovechó Herodías, la fiesta que dió por su onomástica Herodes y ver el interés que despertó, su hija Salomé, después de bailar para él y sus invitados. Herodes le freció dar cuanto le pidiera Salomé, hecho que aprovechó Herodías para incitar a su hija a pedir la cabeza del Bautista, diciéndole: “Quiero que ahora mismo me des, en una bandeja, la cabeza de Juan el Bautista (Mc. 6, 25).

La iconografía cristiana durante la Edad Media intenta hacer accesible, a los iletrados, todo tipo de mensajes religiosos empleándose los atributos y símbolos de los santos que se fundamentan en la hagiografía, martirologios y leyendas piadosas para hacer comprender y entender los conocimientos que trasmitían los libros sagrados.

San Juanito. Capilla del Pilar
Catedral de Cuenca
Se le representa con un vestido hecho de pelos de camello, con un cinturón de cuero  a sus lomos (Mt. 3,4) y un manto rojo en recuerdo de su martirio. Si tomamos como base la palabra del Evangelio de San
Niño Jesús. Capilla del Pilar
Catedral de Cuenca
Lucas: “El niño crecía y su espíritu se fortalecía: vivió en el desierto hasta el día de su manifestación a Israel” (Lc. 1,80). Se puede representar al Bautista en edad infantil, como niño (Murillo, San Juanito y el Cordero 1670) La iconografía de “San Juanito” fue una creación del Renacimiento, surgida como consecuencia de la relajación de las formas y contenidos religiosos que acompañaron al Humanismo, pretendiendo dotar de más humanismo la figura de Jesucristo, dando un pape el más activo al entorno afectivo en los que creció. De este hecho podemos disfrutar en la capilla de la Virgen del Pilar de nuestra Catedral donde están las imágenes de San Juan y Jesús de niño. Estas dos tallas son de Nicola Fumo del siglo XVI-XVII, este escultor es italiano y fue considerado uno de los más destacados estatuarios napolitanos en madera de esa época, son de gran valor artístico. 

Otra representación de San Juan Bautista, tallada en bajorrelieve, lo encontramos en los sillares del
Talla de San Juan Bautista
Sillería del Coro
Catedral de Cuenca
coro realizado durante el obispado de  D. José Flórez Osorio (1738 a 1759) bajo la dirección del arquitecto, Fray Vicente de Sevilla, de la Orden de Ermitaños de San Francisco de Paula o Mínimos y Maestro Mayor de obras de esta Catedral. A sus órdenes trabajo el tallista Manuel Gasó al que le debemos gran parte de la obra del coro y  de la cajonería de la Sacristía Mayor.

-  -  -  -  -  -  -  -  -  -  -  -  -  -
(1*) El Martirologio Hieronymianum es un catálogo de santos de los tiempos antiguos, apareció en la primera mitad del siglo VI. Fue llamado martirologio jeronimiano para revestirlo del peso de la autoridad de San Jerónimo.

(2*) Tito Flavio Josefo, (Roma, año 101) fue un historiador judío fariseo, descendiente de la familia de sacerdotes, hombre de acción, estadista y diplomático, siendo uno de los caudillos de la rebelión de los judíos contra los romanos. Escribió obras como “La guerra de los judíos, Antigüedades judías y Contra Apión”. Su obra fue preservada por los romanos y los cristianos.


José María Rodríguez González.  Profesor e investigador histórico.

Cuenca, 29 de agosto de 2015

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada