lunes, 16 de marzo de 2015

Las vidrieras de la Catedral de Cuenca 2º Parte


LAS VIDRIERAS DE LA CATEDRAL DE CUENCA EN SU 20 ANIVERSARIO
El lenguaje artístico de la vidriera abstracta
 
Los artistas elegidos para tal importante empresa, realizadores de los bocetos de las vidrieras, según la iconografía trazada por el Cabildo de la Catedral, fueron: Gustavo Torner, Gerardo Rueda, Bonifacio Alonso Gómez y Henri Dechanet. Ellos emplearon el lenguaje artístico de esa Cuenca Abstracta que tan común les resultaba. Cofundadores del Museo Abstracto de Cuenca eran Gustavo Torner y Gerardo Rueda que junto a Fernando Zóbel el 1 de julio de 1966 inauguraban el Museo Abstracto en Cuenca.

Vidriera de Gustavo Torner.
Nave del Alba Catedral de Cuenca
Gustavo Torner, dentro de los cánones trazados por el Cabildo, expresó su sentir con una conversión de la luz que atravesaría sus vítreos con esa luz dorada que desprendían los ornamentos sagrados en las celebraciones que asistía de pequeño junto a su familia, escogiendo la Creación como punto de partida para la iconografía de sus vidrieras como expliqué en el anterior artículo.

Vidriera de Gerardo Rueda.
Triforio de la Catedral de Cuenca
Para comprender la obra vitral de Gerardo Rueda hemos de conocer su trayectoria artística, que va desde el cubismo hasta el constructivismo. En su obra hace una reflexión del proceso que va desde la materia tangible, a la trasformación en espíritu. Emplea el mundo de la Divina Comedia de Dante donde se habla del infierno, purgatorio y paraíso. El diseño de sus vítreos se distribuye en doce vidrieras en el triforio, con colores vivos como el amarillo y  el naranja, combinando los verdes y azules, colores tan dispares como el mismo contenido teológico, infierno y cielo. Todo este mundo de coloración, que desde el triforio, hace vivir un espectáculo de color en la nave central cuando sus luces coloreadas son proyectadas sobre el muro del lado del evangelio.

Bonifacio Alonso.
Nave Norte. Catedral de Cuenca
Bonifacio Alonso, donostiarra de nacimiento, practicó un estilo informalista, entre el surrealismo y el expresionismo abstracto. El programa iconográfico que trasmite a sus vitrales está basado en el Génesis. Su obra está emplazada en el rosetón de la fachada principal y en las capillas laterales. Las obras se encuentras distribuidas, cuatro en la capilla del Pilar, dos en la capilla de San Antolín, cinco en la fachada de poniente, siete en la nave Norte, dos en la Capilla de los Muñoz, tres en la Capilla de los Apóstoles. La plasmación del Génesis en sus obras hace que sus trabajos sean de gran fuerza y variación para representar el principio de la Creación, organizando un cierto laberinto en la búsqueda del orden y la estabilidad del cosmos.


Henri Dechanet
Catedral de Cuenca

Henri Dechanet
Capilla de la Virgen del Sagrario
 
Henri Dechanet, fue el creador de la cooperativa vidriera “Vitrea” y el responsable de la Escuela Taller vidriera de Cuenca. A él se le debe los vítreos de la Girola, de las Capillas de los Caballeros, la de Santiago, la de La Virgen del Socorro, la de la Capilla Honda y las de la Capilla de la Virgen del Sagrario. Para ello emplea colores claros. Las vidrieras de la Capilla de los Caballeros hacen alusión a los astros como el Sol y la Luna y a la muerte al dejarse ver entre sus vidrios una calavera. En la Capilla de la Virgen del Socorro, las tonalidades amarillas, rojas y azules, dan una tendencia al auxilio que busca el cristiano ante la Madre. En la capilla de Santiago los tonos rojos buscas la iconografía del martirio. En la Sacristía se aprecia de forma esquemática la representación de Maria con el Niño y en las vidrieras de la Capilla de la Virgen del Sagrario los colores azulados de tonos claros, buscan la fusión con el misterio de la concepción de María y el proceso mariano cristiano con que está impregnado su interior.  

Ante todo lo expuesto quiero dejar constancia que esta obra ha resultado distinta a cuantas contiene el Templo, las vidrieras han transformado la luz, creando una atmósfera que ha cambiado el espacio y el ánimo de quien lo visita. El color y la luz producen unas sensaciones cromáticas emocionantes que ninguna otra obra artística puede ofrecer. Valga mi admiración por los maestros que han vuelto a dar a nuestra Catedral en ambiente espiritual que se vivía en los primeros años de su creación.

Cuenca, 3 marzo de 2015

José María Rodríguez González. Profesor e investigador histórico

 Fuentes documentales:

Histocuenca II “La Catedral de Cuenca”. Obra Social de Castilla La-Mancha. 2006. Luz de cristal. Lara y Laura Martínez.

 “Palabras de cristal: las vidrieras contemporáneas de la Catedral de Cuenca”. Comunicación y Hombre.  Laura y Lara Martínez, María.  2014, nº10, pp. 121-130.

 Historia visual del Arte. Claude Frontisi (Edit.Larousse)

La historia del Arte. E.H.Gombrich. (Edit.Debate).

La vidriera española. (Edit.Nerea)

FOTOGRAFÍA: © José María Rodríguez González

 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario