jueves, 13 de julio de 2017

A un gran pintor y amigo. Oscar Pinar


Sus restos mortales se encuentras en el tanatorio de la Alameda y el funeral está previsto para el jueves, día 13 a las 18.00 horas en la Iglesia del Salvador.


No hace ni una semana que nos saludamos por la Plaza de la Hispanidad. Son muchos años los que he disfrutado de su amistad. Hombre servicial y cordial. Siempre me acuerdo de sus palabras en cierta ocasión, cuando me dijo: “los pintores podemos embellecer el paisaje pero vosotros los fotógrafos no os queda más remedio que sacar la realidad existente”.

Oscar se definía como un pintor vitalista y con modernas ideas, pintaba siempre paisajes de su tierra y fue un gran promotor de Cuenca por toda la península. Me gustaban sus cuadros de “Reflejos del Júcar en otoño”, fue un hombre que mantenía sus raíces muy presentes en sus obras.

Una de sus últimas exposiciones en el Museo de la Semana Santa de este año, la tituló: “Semana Santa por las calles de Cuenca”, declaraba en la Tribuna que llevaba pintando la Semana Santa desde los 12 años y que de niño llegó a dibujar todos los pasos en un cuaderno todos los pasos de la Pasión Conquense. Gracias a su obra nazarena la Semana Santa conquense fue conocida en lugares tan variopintos como: Toledo,  Valencia, Zamora, Balaguer y París.

Le gustaba pintar diversas panorámicas de los lugares donde exponía, le agradaba dejar alguna huella de los sitios por donde pasaba recreando alguno de los rincones más pintorescos de esas ciudades que visitaba, decía: “En cada cosa que pinte, hay que ser característico”.

Tus palabras convertidas en lecciones que nos dejaste en tu vida, son tan valiosas como lo fue tu gran amistad que siempre nos brindaste a cuantos tuvimos la suerte de conocerte y tratarte. Fuiste una persona ejemplar, un amigo irreemplazable, tu pérdida deja un vacío en cada corazón de las personas que te conocimos.
Después de estos años de amistad, te fuiste repentinamente, sin avisar, ni dar indicios de nada, es muy doloroso el tener que aceptar que dejamos de contar con tu presencia, pero ten por seguro que siempre contaremos con el grato recuerdo de haberte conocido. Siempre te tendremos presente. Descansa en Paz.

Cuenca, 13 de julio de 2017


José María Rodríguez González

No hay comentarios:

Publicar un comentario